Grupo sanguineo y Rh. Tipos de sangre.

Conoce como heredamos los grupos sanguineos y como puede afectar a nuestra salud tener un tipo y otro de sangre.

Grupo sanguineo y Rh. Tipos de sangre.

Cuando se trata de saber qué tipo de sangre (o grupo sanguíneo) se tiene, depende de los antígenos que posea en sus células sanguineas, es decir, de los distintos azúcares y proteínas presentes en la superficie de nuestras células. Los antígenos que tiene o no tiene en sus glóbulos rojos determinan su grupo sanguíneo. Los antígenos se determinan genéticamente, es decir, se heredan de una combinación de los genes de tus padres.

¿Por que son tan importantes estos antígenos sanguineos?

Cuando los anticuerpos entran en contacto con sustancias que no son familiares para su cuerpo (antígenos), como ciertas bacterias, desencadenan una respuesta del sistema inmunitario. El mismo tipo de respuesta puede producirse durante una transfusión de sangre si el tipo de sangre del donante no coincide con el del receptor.

En ese caso, las células sanguíneas podrían aglutinarse y causar complicaciones potencialmente mortales.

Tipos de grupos sanguíneos

Existen muchos sistemas de grupos sanguíneos diferentes, pero la mayoría de las personas estarán familiarizadas con los dos grupos sanguíneos principales: los sistemas ABO y Rh (o Rhesus). Estos sistemas dan lugar a los ocho grupos sanguíneos comúnmente conocidos.

Gráfico de los ocho principales tipos de sangre, A+, B+, AB+, A-, B-, AB-, O+, O-.

Estos son los ocho principales tipos de sangre.

El sistema ABO

Que su grupo sanguíneo sea A, B, AB u O depende de si tiene o no ciertos antígenos (denominados A y B) en sus glóbulos rojos.

La presencia o ausencia de antígenos A o B nos da cuatro tipos principales de sangre:

  • La sangre del tipo A sólo tiene antígenos A en los glóbulos rojos
  • La sangre del tipo B sólo tiene antígenos B en los glóbulos rojos
  • AB tiene antígenos A y B en los glóbulos rojos
  • O no tiene antígenos A ni B en los glóbulos rojos.

El sistema Rh

Al igual que el sistema ABO, el componente positivo o negativo de su grupo sanguíneo se refiere a la presencia o ausencia de determinadas moléculas en la superficie de sus glóbulos rojos.

El factor Rh también es una sustancia presente en los glóbulos rojos. Aquí es donde entran en juego los signos + y - que aparecen junto a tu grupo sanguíneo. Si tienes el factor Rh, se te considera Rh positivo (+), y si no lo tienes, se te considera Rh negativo (-).

Antígenos sanguíneos

Factor Rh y embarazo

El hecho de tener o no el factor Rh sólo suele ser motivo de preocupación durante el embarazo.

En el momento del parto hay un intercambio de sangre entre el bebe y la madre, y si el Rh de la madre no coincide con el del bebe, el sistema inmunitario de la madre puede reaccionar como si fuera alérgico al bebé. Los casos graves de falta de coincidencia de Rh pueden provocar enfermedades como anemia o daños cerebrales en el bebé. En los casos más graves, puede ser incluso mortal.

Hoy en dia no es algo que deba preocuparte. Se administra la vacuna Anti-D, que es una inmunoglobulina que contiene anticuerpos contra el antígeno D (Rh). Esto sirve de prevención para madres con el grupo sanguíneo Rh negativo, cuando existe posibilidad de que el bebe sea Rh positivo. Esta vacuna suele administrarse intramuscularmente durante la semana 28.

¿Como se define el grupo sanguineo?

El grupo sanguíneo lo transmiten los padres.

Se pueden hacer muchas combinaciones: que tus padres tengan el mismo tipo de sangre no significa que tú también lo tengas. Por ejemplo, los padres que tienen ambos el tipo O siempre transmitirán su propio tipo de sangre. Sin embargo, los padres que tienen ambos el tipo B pueden tener un hijo con el tipo O o el B, y los padres que tienen ambos el tipo A pueden tener un hijo con el tipo O o el A. Una combinación de tipo A y tipo B puede dar lugar a cualquier tipo de sangre.

Antígenos sanguíneos

¿Para que sirve conocer el Grupo y Rh?

La mayoría de las veces, el objetivo de la determinación del grupo sanguíneo es saber a quién se puede donar o recibir sangre de forma segura. Pero su grupo sanguíneo también puede ponerle en riesgo de padecer ciertas enfermedades.

Por ejemplo, si usted es del tipo sanguíneo O, es más probable que sea asintomático si se infecta de malaria. Por otra parte, las personas del tipo O suelen ser más propensas a las infecciones de Helicobacter pylori, una bacteria que causa las úlceras de estómago, mientras que los individuos del tipo sanguíneo AB son menos propensos. Un reciente estudio japonés también ha relacionado el tipo de sangre O con un mayor riesgo de muerte tras sufrir un traumatismo grave, posiblemente debido a que tienen niveles más bajos de un factor de coagulación de la sangre concreto.


Incluso puede haber algunos vínculos con ciertos cánceres y otras infecciones como el VIH y la hepatitis B.

Estas correlaciones pueden no deberse al tipo de sangre en sí, sino a la ausencia o presencia de anticuerpos en personas con determinados tipos de sangre, o incluso a otros efectos directos, como el reconocimiento del antígeno por parte del patógeno.

He aquí tres formas en las que su grupo sanguíneo y su salud pueden estar relacionados:

Ataque cardíaco y enfermedad cardíaca

Puede parecer obvio que el grupo sanguíneo está relacionado con el corazón, ya que éste bombea sangre al resto del cuerpo. Pero el grupo sanguíneo puede aumentar el riesgo de padecer enfermedades como el infarto de miocardio o las cardiopatías. Esto se debe a un gen denominado gen ABO, presente en las personas con tipos de sangre A, B o AB. El único tipo de sangre que no tiene este gen es el tipo O.

Si tienes el gen ABO y vives en una zona con altos niveles de contaminación, puedes tener un mayor riesgo de sufrir un ataque al corazón que los que no tienen el gen.

El Dr. Guggenheim dijo: "El gen ABO también puede aumentar el riesgo de enfermedad arterial coronaria (EAC). La EAC se desarrolla cuando las arterias que suministran sangre al corazón y desde él se endurecen y estrechan, lo que puede causar un ataque al corazón si se bloquean."

Qué puede hacer si está en riesgo

El hecho de tener el gen ABO no significa que las complicaciones cardíacas sean inevitables. Hay formas de evitar que aumente el riesgo:

  • Aléjese de las zonas muy contaminadas y haga ejercicio en el interior.
  • Mantenga una dieta saludable para el corazón comiendo frutas, verduras, cereales integrales, pescado y frutos secos.
  • Hacer ejercicio con regularidad.
  • Evite fumar.
  • Sométase a exámenes físicos regulares para controlar su salud cardíaca, lo que le mantiene a usted y a su médico informados sobre cualquier signo de advertencia de problemas cardíacos.

Función cerebral y pérdida de memoria

El gen ABO está relacionado con la función cerebral y la pérdida de memoria. Las personas que tienen los tipos de sangre A, B y AB tienen hasta un 82 por ciento más de probabilidades de desarrollar problemas de cognición y memoria -que pueden conducir a la demencia- en comparación con las que tienen el tipo O.

Una de las posibles razones de esta pérdida de memoria es el hecho de que el grupo sanguíneo puede provocar cosas como presión arterial alta, colesterol alto y diabetes. Estas condiciones pueden causar deterioro cognitivo y demencia.

El grupo sanguíneo también se ha relacionado con el ictus, que puede producirse cuando se interrumpe el flujo sanguíneo al cerebro.

Para evitar este deterioro cognitivo hay varias cosas que puede hacer:

  • Hacer ejercicio fisico y mental con regularidad.
  • Evite el exceso de estrés.
  • Intenta dormir entre 7 y 9 horas cada noche.
  • Visite a su médico regularmente para detectar los primeros signos de demencia.

Ciertos tipos de Cánceres

Hay un montón de factores que se han relacionado con un mayor riesgo de cáncer, y a veces puede ser difícil saber cuáles son los que hay que analizar más seriamente que otros. Sin embargo, se ha descubierto que las personas con sangre del tipo A tienen un mayor riesgo de padecer cáncer de estómago específicamente, en comparación con las de otros tipos de sangre.

El gen ABO también puede desempeñar un papel en el aumento del riesgo de cáncer. Este gen se ha relacionado con otros tipos de cáncer, como el de pulmón, mama, colorrectal, próstata, hígado y cuello de útero. Esta correlación se ha estudiado durante más de 60 años y, aunque la investigación sigue mostrando una correlación, no hay una explicación definitiva de por qué el gen ABO puede suponer un mayor riesgo de padecer algunos tipos de cáncer.

Qué puede hacer si está en riesgo

Aunque no pueda cambiar su tipo de sangre, hay formas de reducir el riesgo de cáncer:

  • Sigue una dieta saludable de frutas, verduras, cereales integrales, pescado y aves de corral.
  • Hacer ejercicio con regularidad.
  • Evite fumar.

Aunque no hay formas seguras de prevenir el cáncer, estas acciones pueden ayudar a reducir el riesgo y mantenerte sano.

¿Qué significa esto para su salud?

El grupo sanguíneo es sólo un factor que contribuye al riesgo de padecer determinadas enfermedades. "Aunque su grupo sanguíneo puede suponer un mayor riesgo de padecer ciertas enfermedades, nada es definitivo. Ser consciente de cómo su grupo sanguíneo puede afectar a su salud es un buen comienzo, pero también es igual de importante acudir a su médico para someterse a revisiones periódicas y mantener un estilo de vida saludable", dijo el Dr. Guggenheim.

Cuestiones comunes sobre el grupo sanguineo

Hay una serie de preguntas acerca del grupo y Rh que vamos a intentar responder

¿Qué grupo sanguíneo es un donante universal?

El donante universal, aquel que puede donar sangre a cualquier otra persona independiéntemente de su grupo sanguíneo es el que tiene de grupo AB el 0 y es Rh negativo, el 0 negativo. Esto es debido a que no posee los antigenos ni Anti A, ni Anti B, ni anti Rh, con lo cual, al entrar su sangre en contacto con la del donante, no produciría ninguna reacción inmunológica.

Es por ello que los cero negativos son los donantes más buscados.

¿Qué grupo sanguíneo es el receptor universal?

El receptor universal es el grupo AB Positivo. Una persona con este grupo sanguineo podría recibir sangre de cualquier grupo sanguineo, pero donar sangre únicamente a otro AB positivo. Esto es debido a que su sangre ya posee todos los antigenos Anti A, Anti B, y Anti Rh. Al poseerlos innatamente su cuerpo no los reconoce como extraños, y al recibir una transfusion nunca podría desencadenar una reacción inmunológica.