Hierro

El hierro. Su función en nuestro organismo, como se almacena y transporta. Sintomas de las alteraciones del hierro, valores bajos y altos

Hierro

¿Qué es el hierro en sangre?

El hierro es un elemento quimico esencial para la vida, que tiene, entre otras funciones, la producción del grupo hemo de los glóbulos rojos. Es una parte fundamental de la hemoglobina, la proteína de los glóbulos rojos que se une al oxígeno en los pulmones y lo libera a medida que la sangre circula a otras partes del cuerpo. La prueba de hierro sérico mide la cantidad de hierro en la sangre.

¿Por qué se solicita?

La sideremia en un analisis de sangre se usa para medir la cantidad de hierro que está en circulacion en la sangre. Se suele pedir con otras pruebas relacionadas con el metabolismo del hierro, como ferritina, transferrina y el Indice de saturacion de Transferrina. Estas pruebas a menudo se solicitan al mismo tiempo y los resultados se interpretan juntos para ayudar a diagnosticar y / o monitorear la deficiencia o la sobrecarga de hierro, o para diferenciar los distintos tipos de anemias.

¿Cuando decide el medico solicitar la prueba?

Se pueden solicitar como pruebas de seguimiento cuando los resultados de un hemograma completo muestran que la hemoglobina y el hematocrito son bajos y sus glóbulos rojos son más pequeños y con menos hemoglobina de lo normal (microcíticos e hipocrómicos), lo que sugiere una deficiencia de hierro, aunque es posible que aún no se hayan desarrollado otros síntomas clínicos.

Almacenamiento y transporte de hierro

Nuestro organismo no puede producir hierro, por lo que debemos obtenerlo de los alimentos que comemos, o, en el caso de que el aporte dietetico no sea suficiente, de los suplementos. Una vez absorbido, se transporta por todo el cuerpo unido a la transferrina, una proteína producida por el hígado.

En las personas sanas, la mayor parte del hierro absorbido se incorpora a la hemoglobina dentro de los glóbulos rojos. El resto se almacena en los tejidos como ferritina o hemosiderina, y una pequeña cantidad se utiliza para producir otras proteínas como la mioglobina y participa en la estructura de algunas enzimas.

Valores normales de hierro

El hierro serico detectado en sangre es muy variable a lo largo del dia, e incluso en dias alternos. Por esto se hace necesario la interpretación conjunta con otras pruebas más estables en el tiempo relacionadas con el metabolismo del hierro, como la ferritina, la transferrina y el indice de saturación de transferrina.

Los valores normales de hierro varían entre hombres y mujeres, ya que, debido a la menstruación las mujeres tienen perdida de hierro mensuales

Hombres

70 a 180 µg/dl

Mujeres

40 a 160 µg/dl

Hierro en sangre bajo

La etapa inicial de la deficiencia de hierro es el agotamiento de las reservas de hierro. Esto significa que todavía hay suficiente hierro para producir glóbulos rojos sanos, pero las reservas se están agotando sin un reemplazo adecuado. El nivel de hierro sérico puede ser normal en esta etapa, pero el nivel de ferritina irá bajo progresivamente.

Si el estado de deficit de hierro continua, todo el hierro circulante se agota. El organismo, en un intento de solucionar la situación produce más transferrina, intentando subir la capacidad de transporte de hierro.

Se moviliza toda la ferritina, y cuando esta se agota, la producción de globulos rojos se ve afectada. Se produce menos cantidad y de menor tamaño, lo que termina por desencadenar una anemia ferropénica, o anemia por falta de hierro.

Causas de hierro en sangre bajo

Cuando el nivel de hierro es insuficiente para satisfacer las necesidades del cuerpo, los niveles en sangre descienden y las reservas de hierro se agotan. Esto puede ocurrir porque:

Consumo insuficiente de hierro, ya sea en alimentos o suplementos.

Problema de absorción del hierro de los alimentos ingeridos. Esto ocurre en determinadas enfermedades que afectan a la absorción intestinal, como la enfermedad celíaca

• Cuando existe una mayor demanda. Esto ocurre en determinadas etapas, como el embarazo o la infancia, o debido a una afección que causa pérdida crónica de sangre.

Deficiencia de hierro y anemia

Los niveles insuficientes de hierro, tanto circulante y como almacenado puede provocar anemia por deficiencia, la anemia ferropénica. En la etapa inicial de la deficiencia de hierro, generalmente no se observan sintomas y la cantidad de hierro almacenado puede agotarse en gran parte antes de que se desarrollen algún síntoma.

Si la persona está sana en general y sufre anemia durante un largo período de tiempo, los síntomas rara vez aparecen antes de que la hemoglobina en la sangre descienda por debajo del límite inferior.

Sintomas de hierro bajo

Sintomas de hierro bajo

Sin embargo, a medida que avanza el estado de deficit, los síntomas comienzan a desarrollarse. Los síntomas más comunes de la anemia incluyen fatiga, debilidad, mareos, dolores de cabeza y palidez en la piel.

Se pueden solicitar pruebas cuando una persona presenta signos y síntomas de anemia, como:

Fatiga / cansancio crónico

• Mareos

• Debilidad

• Dolores de cabeza

• Palidez

¿Tener el hierro bajo significa tener anemia?

La deficiencia de hierro se refiere a una disminución de los depositos de almacen férrico en el cuerpo, mientras que la anemia por deficiencia de hierro se refiere a una disminución en la cantidad de glóbulos rojos (glóbulos rojos), hemoglobina y hematocrito causada por no tener suficiente hierro almacenado (hay muchos otros causas de anemia). Por lo general, pasan varias semanas después de que se agotan las reservas de hierro para que disminuya el nivel de hemoglobina, se vea afectada la producción de glóbulos rojos y se desarrolle la anemia.

En las primeras etapas de la deficiencia suele haber pocos sintomas, pero a medida que la afección empeora y los niveles sanguíneos de hemoglobina y glóbulos rojos disminuyen, posteriormente se pueden presentar sintomas como debilidad, palidez y fatiga continuas.

A medida que se sigue agotando el hierro, es posible que tenga dificultad para respirar y mareos. Si la anemia es grave, pueden producirse dolor de pecho, dolores de cabeza y dolores en las piernas. Los niños pueden desarrollar problemas en el aprendizaje. Además de los síntomas generales de la anemia, existen ciertos síntomas característicos de la deficiencia de hierro. Estos incluyen dificultad para comer o disfagia, pica (antojos de sustancias específicas, como hielo, almidón de maíz, regaliz, tiza, tierra o arcilla), una sensación de ardor en la lengua o una lengua suave y llagas en las comisuras de la boca.

¿La anemia por deficiencia de hierro ocurre rápidamente o lleva mucho tiempo?

La anemia por deficiencia de hierro aparece gradualmente. Cuando su tasa de pérdida de hierro excede la cantidad de hierro que absorbe de los alimentos que consume o los suplementos, las reservas de hierro se agotan lentamente. En esta etapa, la ferritina será baja, pero el hierro sérico y la TIBC suelen ser normales y no hay anemia. A medida que empeora la deficiencia de hierro, los niveles séricos de hierro disminuyen, la TIBC y la transferrina aumentan y comienza a desarrollarse anemia. Con una deficiencia de hierro prolongada o grave, los glóbulos rojos se vuelven pequeños y pálidos debido a la disminución de los niveles de hemoglobina. El recuento de reticulocitos también disminuye.

Hierro alto en sangre

¿Que pasa si tengo el hierro alto?

Por otro lado, el exceso de hierro en la sangre puede ser tóxico para el cuerpo. Los niveles de hierro en sangre y el almacenamiento de hierro aumentan cuando se absorbe más hierro del que el cuerpo necesita. Absorber demasiado hierro puede provocar una acumulación progresiva y daño a órganos como el hígado, el corazón y el páncreas. Un ejemplo de esto es la hemocromatosis, una enfermedad genética en la que el cuerpo absorbe demasiado hierro, incluso con una dieta normal. También puede ocurrir sobredosis de hierro cuando alguien consume más de la cantidad recomendada de hierro al dia. Esta situacion se suele dar cuando se abusa de los suplementos de hiero o toma una dosis incorrecta.

Envenenamiento o intoxicación por hierro

El cuadro más evidente para una intoxicación por hierro podria ser un valor alto de hierro serico con unos valores normales de ferritina, acompañado por unos sintomas compatibles con la intoxicación por hierro. Esta situacion suele ocurrir cuando no se toma corractamente el suplemento de hierro recetado por el medico, ya sea en una ocasion puntual o en el transcurso de unos dias. En niños lo que suele ocurrir es que ingieren las pastillas de sus padres. Esta situación puede ser fatal en alguno de los casos

En ocasiones no es necesario ingerir grandes cantidades de hierro para mostrar sintomas de envenenamiento. Hay personas que tienen ciertas mutaciones en el gen HFE. Esta mutación produce la hemocromatosis hereditaria. Puede darse el caso de personas que tengan esta enfermedad y no desarrollen sintomas nunca, pero en otros casos estos pueden aparecera partir de los 30 años

El desarrollo de los sintomas es más común en hombres, debido a que las mujeres autoregulan la enfermedad mediante las perdidas de sangre menstruales

También se puede detectar niveles altos de hierro en sangre en algunas personas con hemosiderosis (exceso de hierro en los tejidos) y en aquellas a las que se les ha tenido que practicar varias transfusiones. Cuando un paciente recibe una transfusion, el hierro contenido en el volumen transferido permanece en el cuerpo, lo que puede provocar una acumulación anormal de hierro en los tejidos.

Hay determinadas enfermedades cronicas como el alcoholismo y algunas hepaticas que tambien pueden producir que los niveles de hierro en sangre estén por encima de lo normal.

Sintomas de hierro alto

Se pueden solicitar pruebas cuando se sospecha una sobrecarga de hierro. Los signos y síntomas varían de persona a persona y tienden a empeorar con el tiempo. Están asociados con la acumulación de hierro en la sangre y los tejidos. Estos pueden incluir:

• Dolor en las articulaciones

• Fatiga, debilidad

• Falta de energía

• Dolor abdominal

• Pérdida del deseo sexual

• Daño en órganos, como en el corazón y el hígado

Las pruebas de hierro también se pueden solicitar periódicamente cuando se trata la deficiencia o sobrecarga de hierro, para evaluar la efectividad del tratamiento.

Interpretación de análisis de hierro en sangre

Los niveles séricos de hierro a menudo se evalúan junto con otras pruebas de hierro. En la siguiente tabla se muestra un resumen de los cambios en las pruebas de hierro observados en diversas enfermedades del estado del hierro

En casos en los que hay deficiencia de hierro encontraremos.

Tabla de interpretación de los cambios en las pruebas del metabolismo del hierro

Otras causas de perdidas de hierro

El consumo reciente de alimentos ricos en hierro o suplementos de hierro puede afectar los resultados de las pruebas, al igual que las transfusiones de sangre recientes.

Los niveles normales de hierro se mantienen mediante un equilibrio entre la cantidad de hierro que ingiere el cuerpo y la cantidad de hierro que se pierde. Normalmente, se pierde una pequeña cantidad de hierro cada día, por lo que si se ingiere muy poco, con el tiempo es posible que se desarrolle una deficiencia. A menos que una persona tenga una dieta deficiente, generalmente hay suficiente hierro para prevenir la deficiencia de hierro y / o la anemia por deficiencia de hierro en personas sanas.

En determinadas situaciones, existe una mayor necesidad de hierro. Las personas con sangrado crónico del tracto digestivo (generalmente por úlceras o tumores como el cáncer colorrectal) o las mujeres con períodos menstruales abundantes perderán más hierro de lo normal y pueden desarrollar deficiencia de hierro.

Las mujeres que están embarazadas o amamantando pierden hierro en beneficio de su bebé y pueden desarrollar deficiencia de hierro si no se ingieren suficiente hierro adicional. Los niños, especialmente durante épocas de crecimiento rápido, pueden necesitar hierro adicional y pueden desarrollar deficiencia de hierro. La deficiencia de hierro también se puede observar en enfermedades de malabsorción como la enfermedad celíaca.

El Fe2+ bajo también puede ocurrir en estados donde el cuerpo no puede movilizar y usar el hierro almacenado adecuadamente. En muchas afecciones inflamatorias crónicas, especialmente en cánceres, enfermedades autoinmunes y con inflamaciones crónicas o infecciones crónicas (incluido el SIDA), el cuerpo no puede utilizar adecuadamente el hierro para producir más glóbulos rojos. En estas condiciones, la producción de transferrina disminuye y el hierro sérico es bajo porque el intestino absorbe poco hierro y el hierro almacenado no se puede movilizar y la ferritina aumenta.

Alimentos ricos en hierro

Hay una serie de alimentos ricos en hierro que pueden beneficiar enormemente a personas con una deficiencia.

La forma de hierro que es más fácil de absorber por el cuerpo se encuentra en las carnes y los huevos.

Otras fuentes ricas en hierro incluyen: vegetales de hojas verdes (como espinacas, col rizada y col rizada), germen de trigo, panes y cereales integrales, pasas y melaza.

¿Quién necesita suplementos de hierro?

Las personas que normalmente necesitan suplementos de hierro son las mujeres embarazadas y aquellas con deficiencia diagnsticada. Las personas no deben tomar suplementos de hierro antes de hablar con su médico, ya que el exceso de hierro puede causar una sobrecarga crónica de hierro. Una sobredosis de pastillas de hierro puede ser tóxica, especialmente en niños.

Se puede donar sangre con deficiencia de hierro

Cada vez que dona medio litro de sangre, su cuerpo pierde algo de hierro. El nivel de ferritina, que es un reflejo de la cantidad total de hierro almacenado en el cuerpo, disminuye con cada donación y luego vuelve a la normalidad con el tiempo. Otras pruebas, como el hierro sérico y la TIBC, no se ven tan afectadas por la donación de sangre.